¡Hay que organizar la resistencia de masas contra la Junta –formada por la Troika, la oligarquía y el gobierno capitulador– para detener la aprobación del acuerdo por el Parlamento!

¿Qué deben hacer los miembros de SYRIZA y de la Plataforma de Izquierda?

El acuerdo del memorándum, firmado por el primer ministro en la Cumbre de la Unión Europea de esta mañana –y que incluye medidas masivas de austeridad, nuevos niveles impositivos sobre la población, privatizaciones de gran amplitud y recortes en los salarios y las pensiones– no es más que una claudicación total y una sumisión a las exigencias de la Troika. También es un castigo al pueblo por su valiente voto de clase por el 'NO' [en el referéndum del domingo pasado].

El gobierno y el grupo dirigente de SYRIZA capitularon. Los trabajadores y los jóvenes no van a hacer lo mismo. La cuestión más importante en este momento es la construcción de un movimiento del "NO" de clase, de masas y revolucionario, con el fin de detener la aprobación del nuevo memorando por el parlamento y derribar a la junta parlamentaria de "unidad nacional".

Lo que hay que hacer ahora:

  • Una huelga general indefinida, así como concentraciones y manifestaciones masivas diarias exigiendo el rechazo del acuerdo.
  • Organizar asambleas para elegir comités de lucha en cada centro de trabajo y en todos los barrios.

La Tendencia Comunista llama a todos los miembros de SYRIZA a reaccionar de manera decisiva en las próximas horas. La ira de las bases de la izquierda debe transformarse en acción política y no dejar que se disipe y termine con la gente abandonando el movimiento con "la cabeza gacha". No debemos dejárselo fácil a la camarilla dirigente de mentirosos para que complete su traición. Ellos no sólo han violado, sino que han destruido, todos los principios ideológicos, políticos, programáticos y fundadores del partido. Toda la vergüenza de la traición será para ellos. Librar una batalla final contra los mentirosos que dirigen el partido, es una cuestión de honor político, pero sobre todo una forma de rescatar a los mejores activistas de izquierda.

La Tendencia Comunista llama a todos los miembros de SYRIZA a exigir reuniones de emergencia de sus agrupaciones locales para adoptar la siguiente resolución:

"El Acuerdo de Memorándum y los proyectos de ley que lo acompañan deben ser rechazados por todos los miembros del parlamento de SYRIZA."Los diputados de SYRIZA que voten a favor del acuerdo y los funcionarios del gobierno que acepten llevarlos a cabo, se colocarán de forma automática fuera del partido. Ya no pueden ser bienvenidos en ninguno de los órganos del partido y no tendrán la posición de miembros del partido."Es necesario un congreso de emergencia de SYRIZA, que denuncie políticamente al gobierno y adopte un nuevo programa, una nueva política y elija una nueva dirección".

Exigimos la convocatoria inmediata del Comité Central para discutir y aprobar la resolución anterior. Instamos a la Plataforma de Izquierda a que nos apoye, y exija a sus miembros votar en contra del acuerdo y a sus ministros que dimitan del gobierno del memorándum de "unidad nacional".

Si se pierde esta batalla final necesaria contra los dirigentes mentirosos, como se explica más arriba, entonces el ala izquierda de SYRIZA debe proceder a la creación de un nuevo partido basado en los principios políticos y programáticos del verdadero socialismo científico y a una denuncia política firme del reformismo y de la socialdemocracia, que ha demostrado una vez más ser responsable de grandes pérdidas y traiciones.

La conducta y el éxito de esta batalla final dependen enteramente de la actitud y de las decisiones de la mayor tendencia de la izquierda del partido, la Plataforma de Izquierda. Si la Plataforma de Izquierda no adopta directamente los pasos esenciales antes mencionados, entonces miles de combatientes desmoralizados abandonarán el partido y hará que la permanencia de los izquierdistas y comunistas dentro de SYRIZA carezca de sentido.

La Tendencia Comunista, aunque es una nueva tendencia con fuerzas pequeñas, es y ha sido siempre, la única oposición coherente a la dirección dentro del partido. Fue la única Tendencia en apoyar un programa político alternativo durante el congreso de fundación y en todos los demás órganos del partido, y en oponerse a los puntos de vista socialdemócratas de la dirección.

Fue la única tendencia en el Comité Central del partido que, a través de sus representantes, votó en contra de todas las propuestas políticas de la dirección. Esto no se debió a ningún "fetiche" ideológico, sino porque dentro de esas propuestas estaba oculta la semilla de una futura traición. Esta es la razón por la cual, fue la única tendencia que fue privada del derecho a tener sus candidatos en las elecciones y a estar representada dentro de los diputados del partido. Esta posición política coherente de la Tendencia Comunista, en oposición a la tendencia dominante de los aplaudidores y apologistas, y a la "oposición" cobarde de "abstencionistas" y "enmendadores", nos permite hacer hoy un llamamiento para agrupar y organizar a los mejores militantes del partido.

Camaradas, militantes, simpatizantes y votantes de SYRIZA con quienes hemos luchado hombro con hombro, durante las huelgas y manifestaciones, en los barrios, en los centros de trabajo y universidades, en contra de los memorandos, en defensa de los derechos de la clase trabajadora y del pueblo pobre - ¡manteneos alejados del veneno de la decepción y del cinismo!

De hecho, la SYRIZA del equipo de dirección, la SYRIZA de la socialdemocracia y del arribismo se ha terminado. Nuestra SYRIZA sin embargo, la SYRIZA de las bases de la izquierda y de la lucha de clases está viva. Os hacemos un llamamiento hoy para fortalecer esta Tendencia ¡Organízate con la Tendencia Comunista, lucha por la única solución política real que favorece a los trabajadores, por la ruptura anticapitalista y socialista! Esta es la mejor respuesta a los dirigentes reformistas mentirosos, esta es la única manera de convertir esta lección valiosa de traiciones reformistas en una decisión para actuar, que preparará la venganza victoriosa del genuino socialismo.